miércoles, 9 de abril de 2014

BAKUNIN


BAKUNIN, M.: Patria y Nacionalidad.


Aristóteles escribió que la más noble de las actividades a la que el hombre debería dedicarse es la política. Entendía el pensador griego que coordinar a los ciudadanos es el mejor servicio que cualquiera podría desear para su existencia.


Desde entonces, y antes también, ha habido profesionales de la política maravillosos y otros sencillamente lamentables. En cualquier caso, casi cualquier persona sobre esta tierra desarrolla algunas ideas sobre lo que considera que debe ser el mejor modo de organizar las relaciones sociales. También quienes consideran que términos como los de patria o nacionalidad deberían ser demolidos para dar paso a un supuesto e idílico paraíso donde todo se desarrollaría a favor de la persona.


De ahí el interés de este ensayo de Bakunin, en el que se proponen sugerencias más cercanas a la utopía que a la realidad. Con todo, escuchar a esos poetas –a veces con pico y pala o con dinamita en las manos- que prometen mundos tan inexistentes como imposibles resulta interesante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario